30 ago. 2011

Nos encontramos y me esquivás, yo te digo hola y me decís chau ¿Cómo hago para superar esto? No hace ni un día y ya no lo soporto. Intento ser fuerte para que vos ni nadie me vea mal pero dentro tengo un huracán de sentimientos que me dan vuelta la cabeza y el corazón, tengo miles de recuerdos que van pasandose como fotos y videos, no puedo más. Saboreo mis lágrimas saladas que caen despacio y sin ruido y me miro al espejo con los ojos rojos, tengo ganas de fumarme todo este dolor que me provoca tu partida. Tanto tiempo juntos y por una simple cosa me dejaste sin nada porque vos eras mi todo. ¿Y ahora que camino tomo? Que va a pasar ahora me pregunto todo el tiempo ¿Te volveré a ver? Se que sí, por eso no me pongo mal. Las decisiones apresuradas aveces son las menos correctas pero las que más duelen, y así fue. Espero y practico cada palabra que te voy a decir, hablo sola invento, me contesto, lloro en la ducha mientras me baño refleccionando, pensando que nadie me escucha pero todos saben que lo estoy haciendo. Me miro mi reflejo y no entiendo que es lo que pasa, solo veo mi cara destrozada, echa mierda por tanto dolor y quedandome callada mientras las preguntas giran en mi cerebro y mi naríz se mueve constantemente por los nervios de volverte a ver. Claramente, ahora no tengo nada y toda esa felicidad que tenía antes de irme se esfumó el momento en que volví. Aveces pienso que es todo una excusa y te juro qe si no querés volverme a ver me desaparezco de tu vida para dejarte ser felíz, después de todo de eso se trata amar, dejar ser felíz a la persona que querés más que a nadie

1 comentario:

Anónimo dijo...

¿Me pedís la mano?, nunca te la solté...